Carl Sagan y el Zeitgeist.

Hay videos para los que no es imperativa una reseña, comparto este corto documental de Carl Sagan sobre el Zeitgeist, provecho.

“El cosmos también está dentro de nosotros, estamos hechos de la misma sustancia que las estrellas. Somos una forma en la que el cosmos se conoce a sí mismo”
“El cosmos también está dentro de nosotros, estamos hechos de la misma sustancia que las estrellas. Somos una forma en la que el cosmos se conoce a sí mismo”
Anuncios

Ni mártires ni demonios.

NONONOEl haber crecido en esta época tan tumultuosa como lo es la “revolución bolivariana” le da a uno generalmente una visión un tanto izquierdista de la historia y de ciertos personajes, por ejemplo  esta generación actual ha crecido con una imagen terrible sobre José Antonio Páez a nuestro centauro de los llanos se le pintó como un vulgar traidor desde la perspectiva radicalmente indigenista del gobierno y se le hizo daño a una egregia figura histórica que si bien no fue perfecta hizo mucho por la historia de nuestra nación y fue tanto su esfuerzo en la reivindicación venezolana que con lo que hizo bueno puede opacar lo malo.

Sin embargo este artículo no es sobre Páez, es sobre otra figura satanizada por el gobierno y por el discurso oficial a nivel general, es nada más y nada menos que la figura de Cristobal Colón; hoy le dedico esta entrada a uno de los personajes más famosos y controvertidos de la historia; célebre porque fue instigador y testigo de uno de los acontecimientos más relevantes de buena parte de nuestra existencia, y controvertido por la misma razón. A este navegante y explorador genovés se le admira y critica a partes iguales, y puede que haya algo de razón en ambos bandos. Sin duda un ser imperfecto, era humano, pero está muy lejos de ser el genocida que algunos políticos ignorantes le consideran. Cristóbal Colón, según hemos aprendido más tarde, no fue el primer europeo en avistar tierras americanas, y mucho menos el primer hombre, pero algo bueno habrá hecho para que ciudades, países, avenidas, naves espaciales y, seguramente, miles de monumentos en América y Europa, lleven su nombre, antes de continuar quiero decir una cosa; este artículo no es más que mi pequeño aporte o mi visión personal sobre esta fecha tan trascendental para la historia del mundo, llevo años viendo como de lado y lado se lanzan improperios y creo que es necesario lanzar opiniones un poco más neutrales sobre el tema que puedan permitir llegar a puntos comunes.

Creo que culturalmente uno de nuestros peores errores ha sido la exaltación excesiva de nuestras figuras históricas y eso empieza al creer que todo personaje solo por haber cumplido un objetivo o un fin mucho más grande que ellos mismos son dignos de alabanza constante y que son incapaces de cometer errores pasa lo mismo al levantarla por encima de sus acciones ya que con eso lo que estamos consiguiendo es hacerle daño a la figura y empañando de confusiones su vida, figuras como Colón, Páez, Bolívar entre otras que tenemos en altares deben ser bajadas de los mismos y analizados de modo tal de que las generaciones futuras y las presentes puedan y podamos entender que hicieron y bajo qué condiciones hicieron sus acciones, no quiero caer en las pretensiones de los hispanistas que afirman que la América colonial española era una cuna de tolerancia, educación, comprensión y filosofía hoy día en pleno siglo XXI hay africanos que son golpeados por españoles racistas en su propio país así que no creo que un español menos educado y en una época donde no todos los humanos eran personas haya sido incapaz de ponerle una mano encima a un esclavo o de golpear a un indio, sin embargo tampoco (y quiero dejar esto en claro) me adhiero a la historia indigenista y revanchista que identifica al español y al europeo como un peligro obligatorio para las américas porque tampoco es así, hay que sacar esos resentimientos absurdos de nuestro ser y entender mejor las implicaciones del contacto entre dos culturas y razas totalmente diferentes.

Los españoles no fueron JAMÁS unos santos, pero podemos estar de acuerdo que en comparación con los holandeses, franceses e ingleses los indígenas dentro de la corona española gozaban de beneficios de los que nos podrían gozar jamás y nunca los indígenas norteamericanos que fueron casi cazados en su extensión, y que el contacto con la raza hispana generó cambios en el continente que no hubiesen pasado sin el necesario intercambio de informaciones, la introducción del ganado vacuno en América cambió el juego agrícola en el continente y el intercambio de ambas culturas fue profundamente beneficioso para Europa y para América, la llegada al continente europeo de los productos de las Américas como el café, el cacao, las plumas, las papas y otros tantos productos cambiaron la dieta europea y permitieron que ambas civilizaciones siguieran el sencillo paso del progreso.

Todos esos cambios tuvieron un impacto particular en la cultura que se formó en las Américas, hoy en día gozamos de una cultura particularmente universal y amplia, tan amplia que algunos afirman que no existe pero solo tenemos que verla y vivirla para comprender su existencia, el contacto de todas las culturas bien sean indias, africanas y europeas generaron un fenómeno cultural que no se ha visto en ningún sitio del planeta formamos eso que Bolívar llamaba “pequeño género humano” y esa combinación creó una cultura con particularidades únicas, no importa cuánto los indigenistas quieran decir que los españoles destruyeron culturas, los españoles no destruyeron, se combinaron con lo existente y crearon cosas totalmente nuevas y diferentes los cambios vienen y van y eso es parte de la natural evolución del mundo, repito no digo con esto que hay que creer que los españoles fueron todo en este continente, los españoles fueron una porción como lo fueron los negros y los africanos, la perspectiva hispanista le resta protagonismo a dos razas profundamente importantes que influenciaron nuestra cultura y nuestra cocina de formas que los españoles jamás pudieron hacer por su propia cuenta por eso es necesario cerrar las heridas, abandonar los resentimientos y generar lugares donde nos podamos encontrar sin tener que cargar encima el innecesario peso del resentimiento racial, la educación, el internet, los cambios geopolíticos globales nos han hecho personas diferentes a todos nosotros que las que llegaron acá en 1492, los tiempos ahora son otros y es necesaria una integración ya no somos un nuevo mundo, tenemos más de medio siglo fundados el termino nuevo mundo nos queda un poco fuera de lugar y es momento de poner las manos a la obra.

Es hipócrita tirarle a España por una cuestión tan absurda como lo sucedido, el resentimiento indigenista es lo que nos mantiene lastrados a la tierra, hay gente que necesita de un discurso indigenista y revanchista para alcanzar objetivos políticos y todo eso es porque es más fácil manipular a la gente cuando ellos se creen inferiores solo por ser latinoamericanos y por eso al tener que vivir con una actitud tan resentida ante su historia se vuelven más fáciles de manipular emocionalmente, aceptemos nuestra herencia a nivel general sin pensar necesariamente en que hubo buenos y malos, hubo personas que tenían una comprensión diferente de las cosas en 1492 y que se estaban encontrando con un fenómeno humano y geográfico nuevo y en muchas formas no tenían ni la menor idea de las cosas que estaban haciendo, bajo esas condiciones se encontraba el clima para que pasaran muchas cosas que pasaron y que terminaron formando este fenómeno humano nuevo que existe y que convive hasta ahora.

Mientras haya gente con una visión negativa de su historia y que insistan en ver el encuentro de dos culturas como un combate entre buenos y malos seguiremos impedidos de lograr muchas cosas por nosotros mismos, yo no escucho a los eslavos llorando porque en algún momento de su historia fueron esclavizados por los hunos, tampoco los alemanes llorando y odiando a los gringos e ingleses por bombardearlos, somos un continente que sigue llorando por muertos de hace mil años y con un resentimiento que nos impide integrarnos al mundo de mejores formas y generar el cambio que podemos y que deberíamos hacer, en Alaska consiguieron con un cambio de visión y acción que el segmento aborigen más afectado pudiera conseguir una redención económica y una integración apropiada al mundo económico que le permitió a ellos por si mismos salir del hueco material en el que se tenían con sus propios métodos y una justa y equilibrada ayuda gubernamental eso se llamó el fondo de Alaska, ese fondo de Alaska no solo demostró que los aborígenes son tan capaces como cualquiera de integrarse al llamado mundo capitalista sino que lo hicieron sin perder sus raíces culturales, en el libro Como salir de Chávez y de la pobreza de Michael Rowan diceEn una generación, los indígenas alascanos brincaron sobre un milenio en el tiempo en términos de integración económica sin perder su herencia cultural, su idioma o su identidad. No es raro que un nativo de Alaska salga de la sala de una junta directiva en Houston de regreso en avión jet a su hogar para cazar caribú o pescar salmón. Las corporaciones nativas también se han ocupado mucho de hacerle frente a las necesidades de vivienda, educación, culturales y de bienestar de sus accionistas y todo ello en proporciones de ingreso que hacen que el bienestar social alemán luzca miserable.

(1) La caída de la pobreza aborigen y la subida de salarios en durante los primeros 30 años. (2) Estatus de civiles en estado de pobreza. (3) Otro gráfico que demuestra la subida de salarios los eskimales desde el 59 al 99 (4)  Comparación de ingresos a nivel general junto a la población no nativa.
(1) La caída de la pobreza aborigen y la subida de salarios en durante los primeros 30 años.
(2) Estatus de civiles en estado de pobreza.
(3) Otro gráfico que demuestra la subida de salarios los eskimales desde el 59 al 99
(4) Comparación de ingresos a nivel general junto a la población no nativa.

Eso nos demuestra como al abandonar los lastres de victimización culturales y romper esos moldes mentales de degradación y miseria podemos sobrepasar nuestros defectos, abrazar nuestras virtudes y caminar hacia el frente a un mejor futuro que poder dejar a nuestros descendientes donde el odio racial y la pobreza mental sean cosas reconocidas como defectos y no como virtudes para así poder combatirlas y cambiar los esquemas para no solo tener una mejor Venezuela sino una mejor América Latina, se nos habla de integración y de unidad y se pretende negar una parte importante de nuestra historia, pasodobles, casabe, tambores, corridas, eleguá, yorubas, joropo, yerba mate, la samba, el Calipso, los frijoles, el cacao, el tabaco y tantos sabores, matices, aromas y melodías que forman parte de nuestra esencia y de nuestra idiosincrasia, si quiero dejar alguna moraleja en el aire, algún resumen de todas mis ideas y mis opiniones es que los tiempos están dados para un cambio, un mejor futuro es posible si empezamos a tomar las ideas de cambio de forma objetiva y la acción de emancipación con una visión responsable y neutral en lugar de negativa y resentida, acá habían indios, negros y españoles ni mártires, ni demonios solo humanos con mucha falta de educación que hicieron cosas buenas y cosas malas, cosas bellas y cosas horribles, ni los indios eran hippies ni todos eran caníbales veamos las cosas bien o no perdamos tiempo buscándole la quinta pata al gato.

Zeitgeist: Ecosocialismo

Venezuela sólo por el consumo de combustibles fósiles, emitió 180 millones de toneladas de CO2, equivalente a 6,3 toneladas por persona, casi cinco veces el promedio de Colombia, el triple de Brasil y 50% superior al de Argentina. Duplicamos la emisión permitida, en casi un 43% el promedio mundial y se está 130% por encima del promedio para América Latina y el Caribe.
Venezuela sólo por el consumo de combustibles fósiles, emitió 180 millones de toneladas de CO2, equivalente a 6,3 toneladas por persona, casi cinco veces el promedio de Colombia, el triple de Brasil y 50% superior al de Argentina. Duplicamos la emisión permitida, en casi un 43% el promedio mundial y se está 130% por encima del promedio para América Latina y el Caribe.

La filosofía política es un campo de estudio interesante, todas las formas posibles e imposibles de gobierno están plasmadas en las amarillas páginas de las enciclopedias, recopilatorios, novelas y manifiestos escritos por un sinnúmero de brillantes mentes que en su genio cada una concibió una forma de gobierno desde su perspectiva más integra y más moralmente aceptables, entre esas figura la llamada doctrina del minarquismo, una doctrina política que busca ante todo la reducción de un estado al mínimo, limitándolo solamente a cumplir labores de construcción, administración y seguridad, todo ello bajo la excusa de que los diferentes apéndices del estado sirven a fines opresores ulteriores, generan gasto innecesario y ocupan un espacio que podría ocupar la empresa privada (ente que dentro del minarquismo es el de mayor libertad puesto que solo se mueve bajo preceptos individualistas), a todas estas creo que podríamos hablar de que con la disolución y fusión de algunos ministerios se estarían cumpliendo preceptos de tipo pragmático que más de un politólogo podría considerar enmarcado bajo los preceptos minarquistas, sin embargo el gobierno en su tradición de cometer errores de cálculo de proporciones colosales (errores que por ejemplo nos costaron veinte mil millones de dólares por parte de CADIVI) cometió un error, que más que error podríamos llamar un vulgar disparate institucional y no es más que la supresión del órgano rector de gestión ambiental, con una data que parte de la Ley Orgánica de la Administración Central (28/12/1976) denominado en ese entonces Ministerio del Ambiente y Recursos Naturales Renovables y luego según Decreto sobre Organización y Funcionamiento de la Administración Pública Nacional (G.O. Nº 39.163 22 de abril, 2009) se denominó Ministerio del Poder Popular para el Ambiente y los Recursos Naturales.

Como ecologista me molesta y me perturba que se pretenda cerrar dicha institución que con todos sus vicios y problemas, sirvió como un modelo a seguir, modernizante de la Administración Pública y en muchos países del mundo, al plantear la incorporación dentro de la estructura y organización institucional del estado moderno el tema ambiental, con un órgano rector responsable y de gestión, capaz de introducir cambios sustanciales dentro una creciente toma de conciencia, sobre la necesidad de desarrollar una acción efectiva de conservación del patrimonio ecológico y el desarrollo sustentable.

Sorpresivamente de un plumazo este Ministerio hace días fue fusionado y se creó el Ministerio del Poder Popular para Vivienda, Hábitat y Ecosocialismo, pasando a ser un Vice Ministerio. Esta fractura puede tener dos macro lecturas: a) El delirante frenesí de construcción a raja tabla de un inédito modelo político/ideológico, cuyas coordenadas no tienen parangón, ya que si tomamos como ejemplo el modelo cubano encontramos el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente, encargado de la gestión ambiental ; b) la desidia de régimen en su relación incestuosas de aprovechamiento de los recursos naturales y su economía mercantilista, rentística/extractiva, afianzado en un modelo de expansión petrolera incontrolable, que afecta frágiles ecosistemas y la biodiversidad, interviene los hábitats indígenas, con entregas a empresas extranjeras en perjuicio de nuestra soberanía, y ojo eso no es capitalismo, eso es este mismo sistema que estamos viviendo y eso es precisamente lo que lo hace tan particularmente peligroso.

Estos indicadores se contradicen con el denominado ecosocialismo, entendida como una corriente de pensamiento encaminada a un nuevo sistema socioeconómico, basado en la sustitución del modelo capitalista de producción, por uno alternativo de racional utilización de los recursos naturales y su equitativa distribución y tiene como eje central la transición o conversión energética fósil (petróleo, gas y carbón) hacia fuentes alternas (hídrica, biomasa eólica, solar y geotérmica) con las cifras en las manos yo me atrevo a decir que con un gobierno con un poco más de proyección estadista y un poco menos de proyección demagoga podríamos tener un sistema político-administrativo de corte ambiental y que no afectaría nuestra forma normal de vida debido a que a diferencia de otros naciones Venezuela, geográficamente hablando tiene solo utilizando el occidente del país la capacidad de generar energía limpia de forma suficiente como para complementar los kilowatts que hacen falta al sistema eléctrico nacional y al mismo tiempo incluso generar excedentes que nos permitiesen vender energía y así generar dinero, todo eso naturalmente sin afectar nuestro delicado ecosistema ni ejercer efectos negativos sobre la huella de carbono.

Existe actualmente un debate en cuanto a la implantación de modelos de desarrollo en relaciones armónicas con la naturaleza, como fuente proveedora de recursos para la producción de bienes y servicios y tiene como punto medular el cambio de la plataforma energética fósil por alternas, crítico con los modelos capitalistas y comunista (y sus variables) en las relaciones de producción y distribución del capital natural. El Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) define a la economía verde como “aquella que resulta en la mejora del bienestar humano y la equidad social, al mismo tiempo que reduce significativamente los riesgos ambientales y las escaseces ecológicas.” Y se apoya en tres estrategias principales: 1) la reducción de las emisiones de carbono; 2) una mayor eficiencia energética y en el uso de recursos; 3) la prevención de la pérdida de la biodiversidad y de los servicios ecosistémicos.

Y particularmente dentro de la corriente del ecosocialismo su frase bandera es: “para ser socialista hay que ser primero ecologista”, contrarios a una visión mercantilista del patrimonio natural, característico del modelo económico del régimen, que no tiene ni el más mínimo asomo de enmienda: en el 2010 Venezuela sólo por el consumo de combustibles fósiles, emitió 180 millones de toneladas de CO2, equivalente a 6,3 toneladas por persona, casi cinco veces el promedio de Colombia, el triple de Brasil y 50% superior al de Argentina. Duplicamos la emisión permitida, en casi un 43% el promedio mundial y se está 130% por encima del promedio para América Latina y el Caribe.

Pareciera que la palabra ambiente le es demasiado incómoda al actual gobierno que está centrado en un proyecto de desarrollo eminentemente anárquico e improvisado, economicista/ antropocéntrico, reñido con las más elementales relaciones de respeto al ambiente, queriendo hasta borrar el término de nuestro léxico como especie de sacrilegio o “sacudón“ institucional

Esquema sintético de las siete fallas o debilidades fundamentales en el Venezolano por Roberto de Vries.

996121_10152494885872900_3283110081458794523_n1. Problemas con los tres tiempos.
a. Pasado: ausencia de revisión histórica crítica con alta justificación, lo cual genera actitudes superficiales.
b. Presente: incapacidad para resolver los problemas graves, con la sensación que se van agravando a medida que pasa el tiempo y los diferentes gobiernos.
c. Futuro: legitimación -para qué se vive- fundamentada en sueños y no en proyectos, lo que daña el sentido de misión. Esto se agrava con la ausencia de destino en los principales liderazgos.

2. Fallas comunicacionales.
a. Incapacidad para el debate productivo y hacer todo lo posible para establecer el debate impositivo, que se obtiene con la tenencia y la ostentación del poder.
b. Incapacidad para el diálogo, es decir, para encontrar la verdad compartida a partir del buen fundamento que nos genere un buen capital social.

3. Amor simple fundamentado en el acercamiento.
a. Relaciones de aliados-amantes sin que se generen relaciones de amor que tengan las tres acciones fundamentales. Amor superficial, que además, se visualiza como profundo.
b. Empatía sin holograma. Capacidad – en especial en el liderazgo- de colocarse en el lugar del otro pero sin mostrar identificación emocional.
c. Comprar compañía para no quedarse solo.

4. Paradigma metafisico que genera externalidad.
a. El entorno va haciendo nuestras vidas.
b. El destino de otros va generando la validez o no de nuestras propias vidas individuales, familiares y comunales.

5. Ausencia del capital social.
a. Capital político hipertrofiado que trata de adueñarse y manejar al capital social.
b. Ausencia de valores comunes compartidos o de su conocimiento y consciencia para que actúen como tales.
c. Incapacidad para creer en el otro venezolano.
d. Incapacidad para asociarse en forma comprometida y generar fuerza.

6. Patriarcado con matricentrismo.
a. Padre deseado pero ausente.
b. Madre amada pero dominante, la mayoría de las veces resentida por la ausencia de un verdadero compañero.
c. Aprendizaje sobre el doble vínculo permanente como esquema básico para gerenciar la vida individual, familiar, privada y pública.

7. Busqueda de dicha y placer para buscar alegría.
a. Incapacidad para utilizar la ira en forma constructiva para el progreso.
b. Incapacidad para utilizara la tristeza de forma constructiva para la consciencia.
c. Incapacidad para utilizar al miedo como forma constructiva para lograr la seguridad.